NEURALGIA DEL TRIGÉMINO

0
1062
NEURALGIA DEL TRIGÉMINO

La neuralgia del trigémino es un dolor facial intenso muy especifico, de tipo lancinante o punzante, severo, generalmente unilateral y recurrente (episodios de breve duración e inicio brusco), localizado en la zona facial inervada por el nervio trigémino. Aunque el dolor puede presentarse de forma espontánea, es habitual la presencia de zonas (llamadas zonas gatillo) en las que se provoca el dolor al tocar, por cambios de temperatura, al masticar, hablar, comer, sonreír o bostezar.

El trigémino es el principal nervio sensitivo de la cabeza (cara, dientes, boca, fosas nasales, senos paranasales, y gran parte del cuero cabelludo y de las meninges en contacto con el cráneo y el nervio motor de la masticación.

La neuralgia del trigémino afecta a 4,3 de cada 100.000 habitantes cada año, y es algo más frecuente en mujeres que en hombres. Puede iniciarse a cualquier edad, aunque la mayoría de las formas no asociadas a otra disfunción causante, se dan en mayores de 50 años.

Aunque las causas de la Neuralgia no están del todo claras, parece que el dolor se origina por un fenómeno de desmielinización del nervio (pérdida de las células que envuelven y protegen a los nervios) consecuencia de la compresión del nervio en algún tramo de su recorrido.

La neuralgia del trigémino se caracteriza por evento tensos bruscos de dolor facial o frontal, de 1 segundo a 2 minutos de duración, que afectan a la zona inervada por el nervio trigémino y que se repiten con las mismas características en cada persona. Es un dolor intenso, agudo, superficial o punzante, que se produce por activación de las zonas gatillo o por factores desencadenantes como comer, hablar, lavarse la cara o los dientes. No hay síntomas o signos de lesión en el nervio.

Para confirmar el diagnóstico deben descartarse otras causas de dolor facial (como el dolor de dientes, sinusitis, cefalea, artritis, etc).

Cuando el proceso está en fase aguda: Reposo absoluto.

Analgésicos: Sauce, harpagofito, ulmaria, lúpulo

Minerales: Magnesio, silicio.

Digitopuntura.- Para combatir la neuralgia del trigémino se oprime el extremo interior de la ceja del lado afectado, en dirección al entrecejo, o se ejerce presión hacia la mandibula junto a las comisuras de los labios.

Aromaterapia.- Para las neuralgias faciales se aplica una mezcla de dos gotas de aceite esencial de clavo, una de albahaca y una de eucalipto en una cucharada de vehículo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here